Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia

Centro de Divulgación y Medios
Notas de Prensa

UN CICLO INFINITO. CONFERENCIAS SOBRE LAS ARTES 1. DISEÑO DE ESPACIOS DE APRENDIZAJE

Por: María José Posada Venegas*

Al posicionar el campo de las artes como elemento estratégico y transversal de la sociedad, este ciclo quiere aportar ideas valiosas en un escenario pensado para escuchar, analizar y correlacionar las reflexiones de artistas y estetas, en un punto de convergencia transdiciplinar y disciplinar, en donde sea posible el diálogo, el debate y la crítica, para clarificar los conceptos alrededor de las artes y la creación.1

La Facultad de Artes de la Universidad Nacional de Colombia ofrece semanalmente una conferencia como parte de su estrategia Ciclo de Conferencias sobre las artes. Desde 2016 más de 150 conferencias se han realizado y desde 2017 puesto a disposición de los interesados en el micrositio del ciclo, para que se mantengan vigentes y ofrezcan la oportunidad a la comunidad académica y al público en general, de verlas de nuevo y cuantas veces les sea de utilidad.

En esta nota del Centro de Divulgación y Medios de la Facultad de Artes de la Universidad Nacional de Colombia, destacamos la conferencia La sensibilidad del diseño en los espacios de aprendizaje, dictada en vivo por Juanita Cardona el 10 de agosto de 2017. La razón para elegir esta conferencia es su pertinencia para el momento actual de aislamiento preventivo por la pandemia, en donde el teletrabajo y la educación telepresencial nos han obligado a ocupar espacios antes destinados a otros quehaceres o no-haceres y para todos, incluidos los artistas en sus talleres, aumentado el tiempo que pasamos en ellos.

Juanita Cardona es arquitecta de la Universidad Nacional de Colombia. En ésta conferencia, aborda el diseño interior y en particular los espacios o escenarios para la educación. Mencionaba en su conferencia que, para entonces, pasábamos alrededor de 85% de nuestro tiempo en recintos. Que, también para ese entonces, “Un estudiante regular para aproximadamente 70 días de 24 horas de un año estudiando, más 20 días de 24 horas en actividades extracurriculares.” y que “En el transcurso de un año la población estudiantil entre preescolar y universitaria, habrá destinado en promedio 50 días de su año dentro de un recinto, aprendiendo.”

La arquitecta plantea un diseño de interiores que respete a la persona como un individuo con talentos, intereses y necesidades, inmerso en una comunidad empática; asimismo reflexiona sobre la ausencia y presencia de los objetos, la luz, las marcas sobre revestimientos de paredes y pisos, como evidencia del habitar un espacio; plantea conceptos como la arquitectura de la retina, sólo para la vista, desde la imagen y la forma, y la arquitectura multisensorial, para todos los sentidos, desde la usabilidad, la funcionalidad y la habitabilidad hasta la estética.

Los espacios entonces deben ser diseñados desde la calidad subjetiva, desde los sentidos y para los sentidos y segundo para generar la intimidad y el bienestar que requiere cada ser, incluso en espacios de estudio o trabajo sin paredes, pisos o techos.

Aspectos como la intimidad acústica, entendida como la capacidad que tienen los recintos para amplificar, reducir o suprimir cualquier sonoridad, invitan a los arquitectos a manipular esas condiciones sonoras para crear atmósferas y ambientes interiores que sean íntimos desde el punto de vista acústico. Se refiere a esto en particular, sobre los espacios educativos, dado que las calidades acústicas impactan los procesos de aprendizaje, incluso desde el punto de vista de la salud de estudiantes y docentes.

El aroma o la esencia del espacio, es otro aspecto que repercute en el aprendizaje. El olor nos trae sensaciones gratas o ingratas, recuerdos positivos o negativos, por tanto, también impacta el aprendizaje. Esto se relaciona con que la adecuada ventilación del lugar, la circulación y renovación del aire, benefician los procesos mentales de aprendizaje y creación y en términos arquitectónicos evitan el síndrome del edificio enfermo, es decir aquellos cuyas condiciones de ventilación los hace nocivos para el desarrollo de actividades en su interior.

Aborda la textura de los espacios como una condición especial para producir sensaciones agradables o desagradables y por ende propicias o no para los procesos de apropiación del saber y generación de nuevos saberes. La piel es el órgano más grande del cuerpo humano, además de un medio eficiente de comunicación entre los demás órganos y con el exterior, además es ella misma el sentido del tacto. Su contacto con las superficies arquitectónicas de un lugar, es permanente e inevitable.

Por supuesto, el ojo, el sentido de la vista, es abordado en la conferencia, pues la apariencia, dimensión, luz, proporción, color y formas arquitectónicas producen sensaciones diversas: cercanía o lejanía, profundidad o encierro, perspectiva y volumen. Además, destaca las texturas visuales. El ojo permite leer el espacio, desde la visión periférica y la visión central. Al estimular correctamente, por ejemplo, la visión periférica, se estimula también la fantasía táctil y los recuerdos positivos. El mobiliario también es determinante para la experiencia positiva en los espacios educativos, formas, colores, distribución y democratización del espacio se requieren para estimular el aprendizaje y la creación; la temperatura de la luz y el color favorecen las sensaciones de apacibilidad o desapacibilidad.

El espacio educativo debe entonces pensarse desde los aspectos intangibles, desde el individuo y la subjetividad, para componer a través de sentimientos, dice la conferencista, y este trabajo es similar al de los realizadores cinematográficos que desarrollan primero un personaje en todas sus dimensiones y luego imprimen emociones a través del diseño de arte de los espacios que dan atmósfera a las situaciones para llegar finalmente a la elaboración arquitectónica de la escenografía.

También considera Juanita Cardona, que los colores naturales del paisaje (urbano y silvestre) y artificiales de una creación, que expresan la identidad cultural y única de los pueblos, son significativos cuando se trasladan a los entonos arquitectónicos de manera asertiva, ya que transportan elementos conocidos, no ajenos ni extraños, a los espacios que se habitarán durante las horas de estudio y de trabajo.

La conferencia completa está disponible en http://artes.bogota.unal.edu.co/conferencias-artes/conferencias/cardona

Otras conferencias del Ciclo de Conferencias de las artes están a su alcance en

http://artes.bogota.unal.edu.co/conferencias-artes/ciclo

http://artes.bogota.unal.edu.co/conferencias-artes

Las fotografías han sido tomadas de la reseña publicada en el micrositio web del Ciclo de Conferencias sobre las artes. Crédito a su autor.

[1] Tomado de http://artes.bogota.unal.edu.co/conferencias-artes/ciclo

* Comunicadora Social y periodista. Guionista y Escritora.