Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia

Centro de Divulgación y Medios
Notas de Prensa

Los paisajes cotidianos de Tumaco en la Ciudad Universitaria de Bogotá

Por: Diana González

Pocos días quedan para ver la exposición “Tumaco, paisajes de la vida cotidiana”, instalada desde inicios de abril pasado en uno de los corredores del edificio Sindu de la Facultad de Artes de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.)., en el campus universitario. Sin embargo, no se irá del todo, pues próximamente itinerará por distintas sedes de la institución. Además, para dar continuidad a este proyecto museográfico se está preparando una segunda parte.

En una muestra artística, cultural y gastronómica –desbordante de emoción–, se convirtió el evento “Tumaco en la Universidad Nacional”, un encuentro organizado por la Sede Tumaco y el Centro de Pensamiento y Acción de las Artes (CREA) de la U.N. para presentar oficialmente las “buenas nuevas” sobre la exposición fotográfica ‘Tumaco, paisajes de la vida cotidiana’.

Aunque la exposición fue instalada el pasado 4 de abril, hasta hace pocos días sus gestores, equipo organizador y demás involucrados tuvieron la oportunidad de reunirse en el auditorio Ángela Guzmán, del Sindu, para compartir con la comunidad universitaria los planes que hacen parte de todo un proyecto museográfico sobre las culturas vivas de Tumaco y cuyo primer producto es esta exposición.

La exposición fotográfica "Tumaco, paisajes de la vida cotidiana" se encuentra al alcance de la comunidad universitaria, en uno de los pasillos del edificio Sindu, de la Facultad de Artes. Foto: Sergio Ruiz, Centro de Divulgación y Medios.

Al encuentro asistieron el secretario de la Sede Tumaco, Wilman Delgado; el secretario de la Facultad de Artes de la Sede Bogotá, William Vásquez; el museólogo y director de la exposición, Edmon Castell; el autor de las fotografías que componen la muestra expositiva, el fotógrafo y comunicador Galo Naranjo; el museógrafo Carlos Diazgranados, y los estudiantes de pregrado y de la Maestría en Museología que contribuyeron activamente en el proyecto expositivo, de principio a fin.

El evento se convirtió, realmente, en un encuentro de culturas vivas –tal como lo pretende este proyecto de activación museográfica–, no solo porque hubo diversidad en el auditorio, sino porque la música, el talento y energía del conjunto de chirimía y marimba institucional fueron claves para hacer que los asistentes se levantaran de sus sillas a bailar, cantar y a aplaudir con gran entusiasmo.

Durante su intervención, el profesor Delgado manifestó: “esta muestra cultural nos invita, básicamente, a conocer y reflexionar sobre lo humano de esta región, sobre los entornos y paisajes de Tumaco. Esta muestra artística es una forma significativa que contribuye al proyecto cultural y colectivo de nación en el que todos, como universidad, estamos inmersos”.

A su turno, el profesor Castell se refirió a las fotografías de los paisajes cotidianos de Tumaco que, en coherencia con el propósito de la exposición, se instalaron en un lugar tan común para la Facultad de Artes como es el corredor del Sindu. Así mismo, habló del sentido de la muestra, de su carácter itinerante y de la próxima fase del proyecto, en la que ya están trabajando.

El pasado 8 de mayo, algunos de los directivos de las instancias organizadoras de la exposición y del proyecto museográfico estuvieron presentes en el evento "Tumaco en la Universidad Nacional". Foto: Sergio Ruiz, Centro de Divulgación y Medios.

“Uno de los propósitos es que la comunidad universitaria conozca la exposición, porque de lo que se trata es de vindicar, a través de los paisajes cotidianos de Tumaco, esa dimensión pública de la cultura que tiene el espacio y que constituye una garantía de la multiplicidad y la diversidad cultural de las culturas vivas”, aclaró el profesor Castell al Centro de Divulgación y Medios de la Facultad de Artes de la U.N.

El profesor William Vásquez, por su parte, agradeció a Galo Naranjo su generosidad al aceptar unirse al proyecto y por aportar sus fotografías, así como por su “mirada asombrosa” sobre la vida cotidiana de Tumaco. Además, hizo alusión a su reciente experiencia al frente de la Secretaría Académica de la Sede Tumaco, desde donde se empezó a gestar la iniciativa hace aproximadamente un año, y, por ello, mencionó con propiedad que este municipio del Pacífico colombiano es un descubrimiento valioso para la U.N.

“Estamos descubriendo un territorio para la Universidad Nacional de Colombia. He comentado en muchos espacios que la presencia de Tumaco y de la gente de Tumaco en la Universidad Nacional le da norte a la institución. Si la gente de Tumaco no estuviera en la Universidad Nacional de Colombia esta universidad no podría llamarse Nacional”, recalcó el directivo.

La exposición y su impacto

Un total de 25 fotografías componen la exposición “Tumaco, paisajes de la vida cotidiana”, que todavía están presentes en uno de los corredores centrales del Sindu, armonizando estéticamente el lugar por el que diariamente circulan cientos de miembros y no miembros de la comunidad universitaria.

“Los lugares de la vida urbana diaria son, por su propia naturaleza, comunes, cotidianos, ordinarios, etc., y, posiblemente por ello, sus significados no acostumbran a ser explícitos. De ahí que sea siempre necesario un gran esfuerzo para aprehender y hacer comprensible el sentido de los paisajes de la vida cotidiana”, aclara uno de los textos de la exposición, visible en el pasillo.

La muestra está dividida en los siguientes ámbitos: escaleras, motocicletas –que muestran desvanecimientos derivados del movimiento de la urbe–, el cementerio y texturas y pasillos que, según el profesor Castell, “conforman un entramado coherente y una forma de entender el mundo para apropiarse de él”.

De acuerdo con el planteamiento del Centro de Pensamiento y Acción de las Artes, esta exposición transmite, de alguna manera, su forma de “pensar”, según la cual ‘pensar es aprender a ver las cosas de nuevo y poner atención’.

Durante su intervención, Galo Naranjo relató que el equipo de trabajo de estudiantes y profesores del proyecto seleccionó 25 de 300 fotografías tomadas por él en abril de 2018, y que, en este sentido, fue muy grato ver cómo la capa de su mirada se sumaba a la de otros para visibilizar la cultura tumaqueña.

El conjunto de chirimía y marimba institucional amenizó el evento cultural "Tumaco en la Universidad Nacional". Foto: Sergio Ruiz, Centro de Divulgación y Medios.

“El compromiso es con la gente de Tumaco, es poder contar cómo es su territorio, cómo es su lugar, cómo es su alegría, eso para mí es muy grato”, reiteró.

Segunda parte: la agenda de Yolanda Cerón

“Tumaco, paisajes de la vida cotidiana” ha sido diseñada para que itinere por las distintas sedes de la universidad, informaron los gestores de esta exposición y –en general– del proyecto museográfico.

Al respecto, el profesor Vásquez reveló que “desde el principio, esta exposición fue pensada con un carácter itinerante para moverse por el campus de la Universidad Nacional, pero también por Bogotá y otras sedes y otras ciudades, como Medellín, Manizales y, por supuesto, Tumaco”.

El proyecto museográfico contempla, también, dar continuidad a esta exposición con una nueva fase denominada “La agenda de Yolanda”, que gira en torno a la figura de Yolanda Cerón, una religiosa y lideresa asesinada en 2001 por su trabajo comunitario, y cuyo legado forma parte de la Casa de la Memoria del Pacífico Nariñense.

Según sus organizadores (la Casa de la Memoria del Pacífico Nariñense y –por la U.N.– la Sede Tumaco, la Maestría en Museología y el Centro de pensamiento y Acción de las Artes), esta segunda fase permitirá desarrollar marcos metodológicos y conceptuales propios de la museología social y comunitaria.

“Descifrar y llevar el paisaje de Tumaco a Bogotá no es sencillo, pero queremos traer el espacio a la vida, y estas exposiciones forman parte de este gran proyecto –del Centro de Pensamiento y Acción de las Artes– ‘Tumaco en Bogotá’, porque hay muchos miedos, pero también hay muchas esperanzas, hay muchos deseos en los paisajes y culturas vivas que conforman lo que somos. Eso es lo que vamos a trabajar en los próximos meses”, concluyó el profesor Castell.